Al pensar en las grandes virtudes de las extensiones de pestañas, sin duda, nos viene a la mente ese efecto limpio y natural que ofrece la aplicación pelo por pelo.

Uno de los errores más repetidos cuando aprendemos a aplicar extensiones de pestañas es que se nos peguen unas con otras. Aquí vamos a daros dos de los principales motivos por los cuales las extensiones se nos pegan:

  • Exceso de adhesivo: En esta ocasión más no es mejor. Un exceso de adhesivo provoca un secado más lento. Cuando dejamos la pestaña para continuar con la siguiente ese exceso de adhesivo aún húmedo pega las pestañas contiguas.
  • Aislamiento: Llamamos aislamiento al efecto de separar o dejar algo solo. Las pestañas deben estar separadas las unas de las otras para no alterar el ciclo natural del pelo. Dividir la pestaña en zonas e ir trabajando aleatoriamente por esas zonas previamente delimitadas facilita el secado y reduce la posibilidad de que las pestañas se peguen entre sí.

¡Os esperamos cada lunes con los mejores consejos sobre extensiones de pestañas o brow shaping, entre otras técnicas! Mientras, no olvidéis seguirnos en nuestras redes sociales: Instagram y Facebook.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.